miércoles, 12 de septiembre de 2007

Doctor Google

Internet forma ya parte de nuestra vida cotidiana y las páginas Webs que consultamos son por lo general de carácter lúdico o bien sobre información de temas de estudio o laboral. Pero desde hace algún tiempo, también hemos empezado a usarlo como instrumento de diagnóstico médico y, cada vez que caemos enfermos de cualquier cosa, acudimos enseguida a la red para intentar averiguar entre páginas que tratan sobre todo tipo de enfermedades cuál de ellas es la que mejor encaja con nuestra sintomatología actual, como si esto fuera tan sencillo. «La mayoría de las patologías cursan con malestar general, por lo que un diagnóstico equivocado es frecuente hasta para nosotros -decía el jefe de medicina interna del H. Gregorio Marañón ayer-, imagínense para gente que es profana en la materia.» Además, las pruebas en sangre, orina y con rayos suelen ser fundamentales para llegar a una conclusión. De todas formas, también hay que decir que la lectura de estas páginas Webs no resulta del todo inútil, pues una vez obtenida la respuesta a nuestra dolencia por parte del facultativo, el contenido que hay en ellas le puede servir al enfermo de ayuda para tener un mejor conocimiento de su problema real.

No hay comentarios:

Share This


Recibe actualizaciones en tu Email

Trumblr

Nos Visitan desde:

Onda Cero