domingo, 30 de marzo de 2008

¿Quién es Bea?

La fea sigue estando fea y sin el chico, exactamente igual que lo estaba hace 417 capítulos, que es cuando empezó la serie, y lo que es peor, no le importa a nadie. Lo que pretendía ser la versión española de la exitosa serie colombiana titulada «Bettty la fea» –aquí «Yo soy Bea»- se ha convertido en una agonía sin final, en un canto mántrico que nunca acaba, en la rueda de un carromato que patina en barro y que no avanza, y que usa como sempiterno y único argumento el de: Yo soy fea y nuestro amor es imposible –vamos, serrín adolescente-. Donde los guionistas tan sólo se esfuerzan por poner algo de emoción e intriga a la serie en los adelantos del día siguiente que dan al final de cada capítulo, para que te muerdas las uñas y pienses “¡ay, la que se va a liar mañana!” Y luego, cuando lo ves, te das cuenta de que tiene menos gas que la coca-cola que se dejó abierta en navidades. «Yo soy Bea» se ha convertido en «Yo soy otra, no la que tú conoces», porque ya nada tiene algún parecido con la versión original. Esperemos que Tele 5 deje pronto el espacio que ocupa esta serie libre para cosas más interesantes.

No hay comentarios:

Share This


Recibe actualizaciones en tu Email

Trumblr

Nos Visitan desde:

Onda Cero