lunes, 28 de abril de 2008

¡Ay de los vencidos!


'Vae victis!' (¡Ay de los vencidos!), decían los romanos antes de entablar una batalla. No había misericordia para ellos, sólo desprecio y castigo. Tras las elecciones del 9-M estamos viendo en España un panorama político que bien se puede describir con esta entrañable cita bélica.Mientras que Zapatero, por haber vencido al PP en las elecciones, puede hacer y deshacer a su antojo en su partido, implantando nuevas normas o nombrando como ministros a los que él quiere -a veces, incluso, hasta equivocadamente-, Rajoy sin embargo, por haber perdido ante el PSOE, tiene que medir cada sustantivo, verbo o adjetivo que sale por su boca si no quiere quedarse sin empleo.Rajoy está viviendo el 'ocaso de la servidumbre', como diría Simón Bolivar; todos en su partido se están sublevando o lo quieren hacer; pocos parecen estar con él. Con respecto a Esperanza Aguirre y a Gallardón, dos de los insurrectos, la primera coquetea y sondea antes de tomar el paso de la sucesión, mientras que el segundo, algo más pícaro, parece que prefiere esperar hasta que el 'árbol' se escore un poco más hacia el suelo antes de actuar. Así están las cosas en el PP. Vae victis...
.

No hay comentarios:

Share This


Recibe actualizaciones en tu Email

Trumblr

Nos Visitan desde:

Onda Cero