jueves, 3 de noviembre de 2016

Rajoy y sus tiempos



A Mariano Rajoy se le puede tildar de todo menos de ser una persona impulsiva. Le gusta dejar en barbecho las cuitas que le van surgiendo, como la lista de nuevos ministros que hoy debe presentar. Hasta que no toma una decisión que considera acertada, deja las cosas en impase. En algunos periódicos he leído a columnistas indignados por el hecho de que se haya tomado cinco días para crear la lista de los que van a formar parte de su futuro Gobierno. Esos tiempos que se toma Rajoy los consideran un acto de soberbia. Sócrates decía: «El hecho de que no haya una respuesta, es en sí una respuesta». En el caso de Rajoy, sus escuetas explicaciones justifican el porqué de sus silencios: «Todavía no tengo pensado mi próximo Gabinete», dijo. Y seguro que le habrá sido difícil hacerlo. Durante estos cinco días, que hoy expiran, ha tenido que articular un Gobierno pensando en el sostén parlamentario. Que sea del agrado de Ciudadanos y que sea capaz de convencer al PSOE para poder sacar adelante futuros pactos. También ha tenido que decir adiós a ministros que lo han hecho francamente bien. Una tarea difícil. En resumen, ha tenido que formar un Gobierno capaz de contrarrestar lo que le viene. Que no es poco.
ABC / English
____________
COMPARTELO:

No hay comentarios:

Share This


Recibe actualizaciones en tu Email

Trumblr

Nos Visitan desde:

Onda Cero